Domingo 09 de Diciembre de 2018   |   Un día como hoy...

Partido de Gral. Pinto | Buenos Aires

  Home

Contacto



Portada | Información General | Policiales | Opinión | Cultura y Educación | Deportes | Provincia | Nación | Sociedad

06-12-2018 - OPINIÓN
“La infraestructura escolar, abandonada”

Por Enrique Minervino.

El hecho ocurrido en Lincoln sobre la denuncia de abuso de un chico de 13 años de la EES Nº 4 en perjuicio de otro de 8 años de la EP Nº 1 puso en la mesa de discusión nuevamente el tema de la educación en Argentina, aunque en esta oportunidad el motivo sea un hecho lamentable. Cuando ocurren estas situaciones se generan climas de tensión, crispación y la comunidad exige respuestas inmediatas.
En este caso hay dos componentes muy claros que deben ser considerados. Uno de ellos es el hecho propiamente dicho, y el otro la cuestión edilicia.
En cuanto al suceso en sí, el sistema educativo prevé un protocolo de actuación y la consiguiente investigación para determinar cómo ocurrieron los hechos y que grado de responsabilidad atañen a los actores involucrados. A este respecto, es bueno recordar lo que dijo la secretaria de UDOCBA Ana Granado, sobre el seguimiento que se estaba realizando desde hace un tiempo del niño presuntamente agresor, a pesar de lo cual las autoridades nunca intervinieron.
La escuela como institución debe garantizar las condiciones de educación para los alumnos y las políticas de cuidado constituyen un aspecto fundamental para lograr ese objetivo. El tema es que muchas veces los docentes se ven privados de las herramientas necesarias para cumplir esa demanda. Por ese motivo los gremios se han pronunciado fuertemente en defensa de los docentes involucrados, al ser testigos cada día de esta situación de indefensión que padecen sus afiliados.
La otra cuestión en juego es el tema de infraestructura ya que el hecho ocurrió en un edificio compartido por dos escuelas, la secundaria y la primaria de donde provienen los principales protagonistas. En este sentido según Granado se realizaron varios reclamos para que se produjera la separación de los espacios comunes que ocupaban ambas instituciones, los cuales no fueron escuchados y por lo tanto las obras necesarias se vieron eternamente postergadas.
Y aquí es inevitable la referencia a la DGCYE, que desde 2017 disolvió la Unidad Ejecutora Provincial (UEP), organismo responsable junto a la Dirección Provincial de Infraestructura (DPI), de refaccionar, reparar y construir las escuelas bonaerenses. Por esta “brillante” idea de la gobernadora María Eugenia Vidal quedaron sin efecto más de 15 licitaciones de obras por un total de 213 mil millones de pesos.
Más allá de los casi 400 empleados de este organismo que quedaron en la calle, la UEP cumplía una función fundamental en la ejecución de obras de infraestructura. Uno de sus ex funcionarios desplazados, dijo: “la política educativa actual no tiene como objetivo crear ni mejorar la infraestructura escolar. Son muy cínicos y mentirosos, desde el Ministro Sánchez Zinny hasta el Vicepresidente del Consejo General de Educación de la Provincia de Buenos Aires, Diego Martínez”.
Hacía mucho tiempo que la educación pública en la provincia de Buenos Aires no vivía una situación de abandono y desidia como ocurre desde que Vidal es gobernadora. Según datos de un relevamiento que realizó el gremio docente SUTEBA, hay casi un millar de escuelas que debieron suspender sus clases debido a problemas de electricidad, gas y agua, como consecuencia de las políticas de ajuste que implementa el gobierno provincial. A esto deben sumarse las deficiencias en la estructura edilicia que no fueron ni son atendidas. Todo esto constituye un combo que pone en peligro la salud de los alumnos y trabajadores de la educación.
El caso más emblemático es el de Sandra y Rubén vicedirectora y auxiliar de la Escuela Nº 49 de Moreno, quienes perdieron la vida como consecuencia de la desidia y falta de inversión en dicho establecimiento y por lo cual esa escuela estuvo más dos meses sin clases. Mientras tanto Vidal, en vez de ocuparse de temas como éste, que jamás pareció importarle, se dedica a recorrer los canales de televisión y a dar notas y sacarse fotos en los principales diarios, probándose el traje de candidata a Presidenta, porque Cambiemos y las corporaciones ven que Macri se les cae a pedazos, y entonces hay que fabricar otro candidato. Vidal es la elegida por esta derecha neoliberal junto a Larreta para que los represente y los medios oficiales siempre están listos para la tarea.
Mientras tanto, el Director de la DPI Mateo Nicholson, aparece en un video pidiendo sobreprecios para una licitación, en una descarada maniobra de corrupción (otra más) del gobierno de Cambiemos. Para eso tiene parece tener tiempo el funcionario; para equipar y reparar las escuelas, no.
Es la DGCYE y María Eugenia Vidal quienes deben solucionar los problemas de Infraestructura escolar en la provincia. Pero no lo hacen. No son los gremios docentes los culpables de que no se atiendan los permanentes reclamos que se efectúan en este sentido, como escuché decir a algún periodista por estos días. Es la gobernadora María Eugenia Vidal quien desatiende y desinvierte en infraestructura escolar. Ella es la responsable, la que gobierna y la que no da respuesta a los problemas de infraestructura. Los gremios defienden los intereses de sus afiliados. Esa es su función, no gobernar. Tanto SUTEBA, FEB, UDOCBA, AMET y SADOP luchan por los derechos de los docentes a tener un sueldo digno, y óptimas condiciones laborales. Por eso desde siempre han realizado reclamos de infraestructura a los distintos gobiernos provinciales para que sus afiliados y los alumnos puedan desarrollar sus tareas en óptimas condiciones. El gobierno provincial lleva adelante las políticas educativas y determina si la infraestructura escolar es un aspecto prioritario o un área abandonada de la gestión. Echarle la culpa a los gremios sobre las serias deficiencias que la administración Vidal tiene en este aspecto, es una verdadera canallada.
Es necesario que María Eugenia Vidal atienda los reclamos de infraestructura y vuelva a poner en funciones a la UEP, organismo necesario y fundamental para mantener los edificios escolares en buen estado. Porque es deber indeclinable del Estado Nacional y provincial, garantizar las condiciones dignas de enseñanza y aprendizaje, cosa que hoy no ocurre.
Enrique Minervino







Editor propietario Diego A. Falcinelli / B° Obrero C. 46 - (6070) Lincoln - Bs. As.
Tel. 02355-15456819 / 15472401 / lamarcadelincoln@yahoo.com.ar
Edición N° 3088 - Registro de Propiedad Intelectual: 5314520 - N° de Registro DNDA: en trámite